En el expediente se insiste informaciones falsas tales como que del vehiculo de una de las víctimas habían salido hombres con chalecos anti balas que dispararon a la policía y huyeron por unos matorrales.

 

BANI, PERAVIA (ESH).– La comisión de fiscales designada por el procurador general de la República Jean Alain Rodríguez, sometió en el día de ayer martes por ante el juez de la Oficina Judicial de Atención Permanente del distrito judicial de Peravia, a cinco oficiales de la Policía Nacional que formaban parte de la Patrulla de la Dirección Central de Investigaciones Criminales (DICRIM)  dieron muerte al taxista Rubén Darío Díaz Pimentel y el mecánico Tirson Báez Mejía, Chepe, ocurrida el once de diciembre del año pasado frente el matadero municipal, tramo carretero de Baní hacia el distrito municipal de  Villa Sombrero.

Los acusados son el mayor  Robinson  Antonio Ovalles, los tenientes Alejandro Encarnación, Franny Mercedes Mejía y Samuel  Herrera Figuereo y el sargento Jesús Zarita Vázquez, a quienes la comisión encontró culpables de haber violado los artículos 295 y 304 del Código Penal Dominicano, por lo  solicitó en su acusación que se les imponga  como medida de coerción la establecida en el  numeral 7 del articulo  226 del Código Procesal Dominicano.

En el expediente los miembros de la comisión de fiscales afirma que el intercambio de disparos en el que murieron el taxista y el mecánico ocurrió en el residencial José del Carmen, entre  unos supuestos atracadores del Distrito Nacional y un equipo de la Policía designado  para realizar un operativo de agentes del Dicrim y el departamento de análisis de inteligencia de grandes casos criminales  del Palacio de la Policía  Nacional del Distrito Nacional.

En el expediente, también el Ministerio Público sostiene que fue en esas circunstancias que el taxista Díaz Pimentel y el mecánico Báez Mejía recibieron los impactos de bala en sus cuerpos y vehículos, llegando incluso a afirmar que del vehículo de Báez Mejía “salieron  dos hombres vestidos de color negro y con chalecos antibalas, quienes huyeron por los matorrales y disparando a los policías y estos a su vez repelieron la agresión de que fueron objetos , recibiendo el hoy occiso cuatro impactos de bala en su cuerpo y 58  impactos de bala su vehículo”.

Esa y otros detalles que la comisión presenta en su expediente, fueron desde ya  desmentidas por el abogado Víctor Cordero Jiménez y los familiares de Báez Mejía, quienes afirman que en el lugar donde ocurrió el hecho no fue en el residencial José  del Carmen, sino frente al matadero municipal y que ahí lo que hay es una  pared perimetral la cual fue impactada por los disparos que realizaron los agentes contra las víctimas cuando se desplazaban hacia Baní desde  la comunidad de El Llano y Villa Sombrero.

 Con relación al hecho, se encuentran presos en la cárcel de esta ciudad los nombrados Edgar Paniagua, alias Oreja, Richard García Castaños, alias Canita, Nicolás Hernández Morillo, alias El Gordo,  Rafelito King Guzmán, alias Anyelo,   Pedro Junior Nolasco, alias El Flaco o Pantera, y Elvis Alejandro Vargas Reyes, alias Elvis o Culebra, quienes se encuentran bajo medida de coerción  consistente en prisión preventiva por seis meses.

Los presupuestos presentados por la comisión de fiscales para sustentar su solicitud  de medida de coerción consisten en dos certificados de defunción de las víctimas mortales Baez Mejia y Diaz Pimentel, certificado médico legal de las víctimas, las armas de reglamento de los oficiales detenidos, tres fusiles color negro tipo M-16 numeraciones 4534278, 4535527 y 1410910, además la orden de arresto número 137-2017 de fecha tres de febrero del año 2017.

La comisión de oficiales que  dirigió el proceso de investigación que duró dos meses y diez días estuvo integrada por  el  doctor Jacinto  J.  Polanco  Ureña, procurador General de la corte del Distrito Nacional, adscrito a la Dirección General de persecución de Ministerio Público, licenciado Paulino Zapata, procurador general de la Corte Regional de  San Cristóbal, el licenciado Constantino Ramón Beltré Sánchez, fiscal titular de Peravia y los fiscales  Jacinto Antonio Herrera Arias y Belkis Carolina Arias Báez, también de la jurisdicción de Peravia.

Una fuente vinculada  al caso informó a este corresponsal que para este jueves 23 le será conocida una audiencia a uno de los seis hombres detenidos a raíz del hecho de sangre, quien fue detenido en Los Guaricanos de la provincia  Santo Domingo, a quien las autoridades del Ministerio Público acusan de ser uno de los autores del supuesto intercambio de disparos que cobró la vida del taxista  y el mecánico.