BERLIN, ALEMANIA (ANSA). – La mezquita de Moabit, en Berlín, donde estuvo Anis Amri el 19 de diciembre pasado antes de matar a 12 personas, fue clausurada y prohibida hoy.

“Era conocida como la mezquita de la gente del Estado Islámico”, dijo un administrador local de la capital alemana, en conferencia de prensa.

En una operación policial iniciada al amanecer, 450 agentes de tres regiones (Berlín, Brandeburgo y Hamburgo) requisaron 24 objetivos, entre ellos departamentos, dos pequeñas empresas y seis celdas.

El megaoperativo se realizó en el marco de una investigación para combatir el terrorismo islámico. El sitio religioso allanado se llama Fussilet, ubicado en el barrio de Moabit, y era frecuentado por Amri, el joven que en diciembre atacó un mercado navideño en la capital alemana a bordo de un camión robado, matando a 12 personas e hiriendo a otras cincuenta.

Fueron secuestrados documentos y computadoras, además de inspeccionadas cuentas bancarias en las cuales se detectaron interesantes movimientos de dinero.

De acuerdo a la reconstrucción de los investigadores, era un lugar en el cual se “recaudaban fondos para apoyar a la jihad y se reclutaban combatientes dispuestos a ir a Siria y a Irak”.

Según los investigadores en la mezquita durante las horas de lección sobre doctrina islámica, los musulmanes, en su mayoría provenientes de Turquía y regiones del Caúcaso, eran “radicalizados”.

La decisión se tomó recién hoy porque “no se quería castigar a todos el grupo por los excesos de una persona”, explicó hoy el senador berlinés Andrea Geisel.

Geisel admitió que la peligrosidad de Amri fue subestimada y dijo que “la evaluación fue equivocada y en un futuro los criterios serán revisados”.  (ANSA).