SANTIAGO, RD (Z101).- El abogado y comunicador Jordi Veras se opuso a que el juez Rubén Darío, de la oficina de Ejecución de la Pena de Santiago, varíe la prisión del empresario Adriano Román, condenado a 20 años por el atentado en su contra, y que se le permita cumplir la pena en su residencia.

Según afirmó, Román es un peligro no sólo para las personas contra las cuales ha cometido atentados contra sus vidas, sino para la sociedad.

Argumentó que si los atentados en su contra y su ex esposa Miguelina Llaverías, cometidos en el 2009 y 2010 los ordenó desde la cárcel, que no ordenaría hacer desde su residencia.

Explicó que la solicitud para la variación del régimen de prisión que ha hecho Román será conocida el próximo martes 28 de febrero.

Relató una serie de hechos, en los que se basa para oponerse a la prisión domiciliaria que ha solicitado Román.

Adujo que en una ocasión intentó incendiar las oficinas en Santiago del desaparecido periódico El Siglo, pero previamente en el 1978 mandó a cuatreros a matar a su primera esposa; después intenta asesinar a su hermano en su propia casa, luego atenta contra la vida de su ex esposa Miguelina Llaverías y posteriormente envía sicarios a matarle en el 2010 cuando llegaba al canal de televisión donde producía un programa.

Veras agregó que los atentados contra Llaverías y él los ordenó desde la cárcel donde estaba prevenido por las heridas que sufrió su ex esposa durante el ataque a tiros cometido por sicarios.

Añadió que durante una requisa en su casa también se le encontró una lista para atentar contra periodistas y fiscales de Santiago.

“Adriano Román representa un peligro para la sociedad, por su conducta violenta, que ha sido siempre su proceder durante la vida. Usa su dinero para el mal”, alertó Jordi Veras.

Estrategia para eludir cárcel

Advirtió que Adriano Román ha preparado el escenario para lograr su objetivo de cumplir la pena desde su casa, utilizando de argumento su edad y la salud, ya que lleva interno cinco meses en el Hospital Materno Infantil Arturo Grullón, de Santiago.

Veras refirió que para evitar el Consejo de Familia, que se le impuso junto a la pena de 20 años por atentar contra su vida, se casó en octubre con la señora Primavera Guzmán, a fin de continuar la administración de sus bienes y utilizaría a su nueva esposa como garante y pueda ser su tutora.

Sostuvo que el casamiento fue una estrategia utilizada para evadir cumplir con parte de la sentencia.

Según denunció, en una ocasión Adriano Román fue trasladado desde Santiago a Santo Domingo para entrevistarse con jueces, a pedimento precisamente de esos magistrados, a un tipo de consulta que deja mucho qué pensar sobre la justicia. 

Jordi Veras fue entrevistado vía telefónica por la periodista Edith Febles en el programa “En La Mira”, que produce junto a su colega Amelia Deschamps por la emisora Fidelity 94.1 FM.