SANTO DOMINGO, RD.- Se entregó esta tarde en el Palacio de la Policía Nacional el joven José Joaquín Contreras (Piquete), a quien se le acusa de matar a un agente de la Policía Nacional adscrito a la Autoridad Metropolitana del Transporte (AMET) Edwin Enmanuel Octavis Luis, durante un asalto en el sector Las Palmas de Herrera, en el municipio Santo Domingo Oeste.

La entrega la hizo el Director de la Comisión Nacional de Derechos Humanos, doctor Manuel María Mercedes y la madre del joven, Cristina Berroa Contreras (América). El doctor Mercedes dijo que en el marco del espíritu de colaboración de la CNDH con la Policía Nacional, sirvió de enlace entre ciudadanos que se sienten perseguidos y la Policía y cumpliendo con ello, hoy presentamos al joven José Joaquín Contreras, quien nos dice que es inocente, lo vamos a entregar al Vocero de la institución y le vamos a pedir tres cosas:

Primero, que de acuerdo a la Constitución y los acuerdos internacionales a este joven se les preserve sus derechos. Segundo, pedirle al Director de la Policía descontinuar la práctica (la madre del joven duró más de tres días presa) y hacer los sometimientos dentro de las 48 horas ya que esta práctica dañina es inaceptable en el estado de derecho. Tercero,  pedirle el traslado inmediato de toda la dotación del DICRIM en Los Alcarrizos y en Herrera, porque son zonas de nadie y quienes están promoviendo los pagos de peajes, integrando a la juventud al consumo y la venta de drogas actos delincuenciales para poder cobrar los peajes. 

El joven Contreras indica que lo están vinculando a la muerte del agente de Amet, dice que esa foto es de diciembre, en una discoteca. Dice que estaba bebiendo y hasta unos tiros dispararon con esa pistola, la cual, según el joven es ilegal. Dice que vendía droga en delivery (entrega a domicilio), pero dice que dejó de vender droga a domicilio por Zabala.

 

Dijo, que cuando mataron al agente de Amet estaba en su casa, en su puesto de droga, en el Control Viejo, Los Alcarrizos. Alegó que le pagaba un semanal de RD$1,500.00 al comandante Zabala del DICRIM, a quien acusa de estarlo involucrando en esa muerte. Insiste en que esa foto es de diciembre y que la muerte del Amet ocurrió hace poco. Que Zabala la sacó ahora para involucrarle en esa muerte.

Afirmó que Zabala lo tenía en zozobra con lo de la pistola, que lo llamó una mañana diciéndole que había tirado unos tiros con esa pistola… Y, sigue narrando, que Zabala lo estaba chantajeando decidió entregarle la pistola y RD$50,000.00 para que deje eso así (“para que él me diera banda”).

Según Contreras, Zabala  empezó a buscar la manera de vincularlo con la foto después que dejó de darle el peaje. Indicó que lo involucren en la venta de droga, pero no en la muerte de nadie. Dijo que “Sabala” lo había tirado pa lante mostrando la foto porque le dejó de pagar el peaje porque él (el comandante) era el único que tenía esa foto”.

Relató que de ahí viene la confusión que lo involucra con la muerte de agente de AMET, pero dice no tiene que ver con eso.

Sobre el otro joven que aparece en la fotografía explicó que ha estado en comunicación con él y que le dijo “yo me voy a entregar porque no quiero estar corriendo por muerte que yo no sé”.

Al ser cuestionado por los dos jóvenes muertos la madrugada del domingo durante un presunto asalto en Los Alcarrizos resaltó que “uno de ellos era amigo mío desde muchacho, el blanquito, porque del greñú no sé, el blanquito porque vivía allá un tiempo en Los Alcarrizos.

Se desligó de pertenecer a alguna banda delincuencial y llamó a Zabala a sacarlo de esa vuelta “porque él era el único que tenía esa foto porque me la enseñó antes de diciembre”.

La madre del joven narró, que ha sido muy maltratada por el DICRIM, la agarraron presa a una hija de 15 años y otro hijo y han estado prácticamente secuestrados. Dice que estuvo presa durante tres días y que la trasladaban de una celda a otra, incluyendo un sótano.