La ONAMET, informa sobre una gran zona de aguaceros y tormentas eléctricas asociada a un sistema de baja presión, localizado sobre la costa sureste de la Florida, la cual posee un potencial alto (alrededor de 80%) para convertirse en ciclón tropical para las próximas 48 horas.  Este fenómeno, por su ubicación y desplazamiento, no ofrece peligro para el país.

Para hoy sábado, el estado del tiempo estará bajo la incidencia de un sistema de alta presión y una circulación anticiclónica en superficie y niveles medios de la tropósfera, estos fenómenos estarán aportando una masa de aire relativamente estable y seca, disminuyendo los desarrollos nubosos significativos y por consiguiente, las lluvias sobre gran parte del país; no obstante, el viento y los efectos locales estarán favoreciendo en horas de la mañana algunos intervalos nubosos con chubascos sobre el litoral costero caribeño y localidades del nordeste, para luego extenderse en horas de la tarde sobre provincias de la Cordillera Central y puntos de la zona fronteriza.

El domingo, continuaremos bajo condiciones similares, un ambiente con un reducido contenido de humedad estará circundando el territorio nacional debido a la circulación anticiclónica, en tal sentido, prevalecerá en la mayor parte del periodo un cielo despejado a nubes dispersas y sol; no obstante, debido a los efectos del viento húmedo del sureste y los efectos locales, volverán especialmente en horas de la tarde los incrementos nubosos ocasionales con chubascos locales diseminados sobre sectores de la Cordillera Central y la zona fronteriza.

La ONAMET, informa sobre una gran zona de aguaceros y tormentas eléctricas asociada a un sistema de baja presión, localizado sobre la costa sureste de la Florida, la cual posee un potencial alto (alrededor de 80%) para convertirse en ciclón tropical para las próximas 48 horas.  Este fenómeno, por su ubicación y desplazamiento, no ofrece peligro para el país.

LA ONAMET, continúa recomendando a la población, adoptar medidas para garantizar el uso racional del agua, debido al déficit pluviométrico que permanece afectando nuestro territorio desde los últimos meses.